Posteado por: museodegrandesnovedades | febrero 27, 2011

Actualización de la causa de la asociación ilícita que permitió a través de recursos estatales que un aparato clandestino de inteligencia se instalara en la policía metropolitana (33)

http://www.lanueva.com/elpais/nota/c969ce5778/1/94651.html

Ciro James manifestó que “Macri no puede negar que estuve vinculado a su gobierno”

Ciro James, procesado en la causa por las escuchas telefónicas ilegales junto a Mauricio Macri, aseguró que el jefe de Gobierno porteño “no puede negar” que él estaba “vinculado a su gobierno”.

“Critico la estrategia jurídica que él (por Mauricio Macri) planteó, él no puede negar que estuve vinculado a su gobierno”, afirmó el ex policía federal.

Junto al también procesado ex jefe de la Policía Metropolitana Jorge “Fino” Palacios, James fue excarcelado a fines de diciembre por el juez federal Norberto Oyarbide, quien investiga la conformación de una estructura paraestatal de espionaje que presuntamente funcionó en el ámbito del gobierno porteño.

Ambos estaban cumpliendo prisión preventiva y aunque lograron ser beneficiados con la libertad, seguirán procesados en la causa como jefe y miembro de una asociación ilícita, respectivamente.

“Trabajé casi dos años en el Ministerio de Educación y no puede negar que yo estaba entrando a la Metropolitana de la mano de Palacios”, dijo James, quien está sospechado de realizar escuchas telefónicas ilegales a, entre otros, Jorge Burstein (integrante de la Asociación de Familiares y Amigos de la Víctimas del Atentado a la AMIA), al cuñado de Macri, Daniel Leonardo; al empresario Carlos Avila; y a dirigentes de gremios docentes de la ciudad.

El sindicado espía contó, además, que al “Fino” Palacios lo conoció en 2004.

“Lo debo haber visto un par de veces”, señaló, y añadió que cuando se enteró que el ex comisario sería designado por Macri como jefe de la Policía Metropolitana, intentó conseguir “un lugar en el área de Legales” de la fuerza de seguridad comunal.

En tanto, aclaró que “nunca” vio al jefe de Gobierno porteño y que tampoco tuvo trato con funcionarios del PRO.

“Nunca lo vi, ni tuve trato, ni llamadas, ni nada”, sostuvo James, y para no dejar dudas remarcó: “A Macri no lo conozco, él a mi tampoco, no sé de su entorno, sólo conozco a Palacios”.

http://www.minutouno.com.ar/minutouno/nota/143271-macri-no-puede-negar-que-yo-estaba-por-entrar-a-la-policia-metropolitana/

“Macri no puede negar que yo estaba por entrar a la Policía Metropolitana”

El espía Ciro James apuntó contra el jefe de gobierno porteño, que asegura desconocer su vínculo con la policía de la Ciudad.

Además, admitió haber llamado a un número telefónico de Sergio Burstein, dirigente de la agrupación Familiares y Amigos de las Víctimas del atentado contra la AMIA, pero argumentó que lo hizo a pedido de la “Policía de Misiones”, para “averiguar si esa línea andaba o si era de un teléfono público”.
El ex policía, pese a la crítica contra Macri, coincidió con el jefe de gobierno porteño al opinar que la investigación judicial tiene “connotaciones políticas” y considerar que la causa fue “direccionada” por la Secretaría de Inteligencia (ex SIDE).
“Yo critico la estrategia jurídica que planteó (el mandatario comunal), él no puede negar que yo estuve vinculado a su gobierno. Yo trabajé casi dos años en el Ministerio de Educación y no puede negar que yo estaba entrando en la Metropolitana de la mano de (el ex jefe de esa fuerzaJorge “Fino”) Palacios”, se quejó.
“Yo no llamé a Burstein, yo llamé a un teléfono porque me lo pidió la Policía de Misiones”, adujo el ex espía al referirse a la fuerza de seguridad que emitía órdenes en línea con autorizaciones de escuchas libradas por los ahora ex jueces de esa provincia Horacio Gallardo y José Luis Rey.
El ex policía completó: “Tenía que averiguar si esa línea andaba o si era de un teléfono público. Yo no tenía manera de saber de quién era porque no era una causa que yo estaba investigando. No podía pedir a la compañía que tenía esa línea que me informara oficialmente el estado de ese número”.
“Si yo hubiese sabido que algo no estaba bien, no lo hacía. Y si hubiese sabido que era de Burstein, ni en pedo lo llamo porque sé que hubiese tenido un montón de problemas, es una persona de la causa AMIA”, enfatizó.
Pese a su diferencia con Macri, coincidió con parte del argumento con el que el jefe de gobierno se defiende en la causa en la que se encuentra procesado, al considerar que la investigación judicial tiene “connotaciones políticas”.
Argumentó que, en el caso, intervino “una persona que trabaja en la (ex) SIDE”, sobre quien dijo está “protegido jurídicamente”.
“Yo creo que eso se aprovecha, se direcciona y se arma para un fin político”, opinó.
Por último, insistió con defenderse al sostener que su única “relación con la causa” se debe a que retiró “cassettes” con grabaciones de conversaciones a pedido de “un juez” de Misiones.

http://www.noticiasurbanas.com.ar/info_item.shtml?sh_itm=3fab76f76b71a31f793fb62381a72ded

INCENDIO EN EL JUZGADO
Los sospechosos del fuego
Los peritajes confirmaron que el siniestro en el despacho de Oyarbide fue intencional. Allí está el archivo del caso del espionaje. Las sospechas del juez.

El detallado informe es contundente. A esta conclusión llegó el juez federal Marcelo Martínez de Giorgi el martes por la tarde luego de leerlo. En el escrito, los peritos del Cuerpo de Bomberos de la Policía Federal descartaron de cuajo que el incendio que se produjo pasadas las 7.30 del lunes 14 en la oficina del cuarto piso de los tribunales federales de Comodoro Py 2002, donde funciona el Juzgado Federal Número 7 a cargo de Norberto Oyarbide, fuera causado por un desperfecto eléctrico, como se creyó al principio, o por producto de la casualidad. Muy por el contrario, los investigadores llegaron a la conclusión de que el siniestro fue provocado de manera intencional.
En el informe se asegura que el incendio se originó por “un agente capaz de arder a llama libre, como un encendedor o fósforo” y que “no hubo ningún desperfecto técnico”, ya que según los primeros datos el fuego se había iniciado por el mal funcionamiento de un aire acondicionado, que estuvo encendido durante todo el fin de semana.
El resultado del peritaje motivó que el magistrado a cargo de la investigación pidiera un listado de las personas que entraron a la sede judicial la mañana del suceso y un inventario de las cosas quemadas. Además, ordenó a los bomberos más peritajes para que amplíen lo afirmado en el informe inicial y citó a declarar al personal de seguridad y a los custodios del edificio de Retiro, donde se encuentran los tribunales federales.
Con estas citaciones, el magistrado pretende averiguar si alguien forzó la puerta del despacho, ya que según las primeras noticias del hecho, nadie denunció que eso hubiera ocurrido. “La puerta de la oficina no fue forzada, así que el que entró tenía duplicado de la llave o alguien le facilitó el acceso”, señaló un letrado que trabaja en el edificio de Retiro, en un despacho cercano al incendiado.
El fuego se inició pasadas las 7.30, en la deshabitada oficina donde se tramita la causa del espionaje porteño y por consiguiente se guardan elementos relacionados al caso. Aunque no hay una versión oficial sobre los daños provocados por el fuego, la rápida actuación de tres dotaciones de bomberos evitó que las llamas quemaran el archivo de la causa, aunque eso no evitó las pérdidas.
“Aunque no se diga oficialmente, parte del archivo judicial se quemó, pero gracias a los bomberos se evitó un desastre mayor. Es evidente que si no hubieran actuado rápido los daños hubieran sido mucho mayores. Igualmente todo lo perdido se puede recuperar ya que la mayor parte del expediente está guardado en una computadora y varios de los abogados defensores de los imputados tienen fotocopiada buena parte de la pesquisa”, le relató a este medio la fuente antes consultada.
Oyarbide es el juez subrogante a cargo del Juzgado Federal 7, y entre las causas que se tramitan allí, la más importante es la de las escuchas ilegales, ya que la de la mafia de los medicamentos está en el piso tres, donde funciona el Juzgado Federal Número 5, del que es titular Oyarbide desde que fue nombrado magistrado federal.
“Para el juez, el siniestro fue provocado por individuos involucrados en el caso del espionaje, ya que no hay motivos para otra explicación. Ninguna persona no relacionada con la causa tendría fundamentos para tal acción, ya que además no se robó nada ni existe otra investigación tan importante como la que tiene a maltraer al Jefe de Gobierno de la Ciudad, Mauricio Macri. A eso se suma que el incendio se originó donde se guardan los archivos y no en otro lugar del despacho, así que el que lo provocó tuvo como objetivo principal destruir ese material”, le contó a NU un colaborador de Oyarbide.
El juez “tiene la hipótesis de que el siniestro fue provocado por gente cercana al ex jefe de la Policía Metropolitana Jorge ‘el Fino’ Palacios o por personas mandadas por el espía Ciro James”. Oyarbide siempre se opuso a la liberación de ambos, porque sostiene que libres entorpecerán la investigación de la causa y para él no es casual que al poco tiempo de que una resolución de la Sala II de la Cámara Federal porteña, que integran Jorge Ballestero, Eduardo Freiler y Eduardo Farah, le ordenara concederles la libertad condicional se produzca este hecho. “Me mandaron un mensaje”, repite el juez ante sus íntimos.
Los colaboradores más cercanos de Palacios y James desmienten las sospechas del magistrado, al señalar que de nada serviría quemar el archivo cuando existen varias copias del expediente.
Otra hipótesis del suceso relaciona a un sector ultrakirchnerista de la Secretaría de Inteligencia del Estado (SIDE) con el incendio. “Hay funcionarios K que se vienen quejando de las resoluciones de Oyarbide y de ciertos fallos que consideran como un apriete contra el Gobierno nacional, que sólo le causan problemas. Las últimas resoluciones que tomó en la causa de la mafia de los medicamentos fueron más ruidosas que efectivas. Además de estar utilizando al ex recaudador de la campaña presidencia de Cristina Fernández de Kirchner, Héctor Capaccioli, como una espada de Damocles sobre la cabeza del oficialismo. Por último, la detención del sindicalista Gerónimo Venegas desbordó el vaso y por eso este hecho está más relacionado con un mensaje del espionaje K al magistrado que con cualquier otra cosa”, le aseguró a este medió un operador judicial.
Esa hipótesis estaría relacionada con el mensaje de Twitter que escribió el subsecretario de Asuntos Municipales bonaerense, Alberto De Fazio, luego de enterarse del siniestro: “Interpusieron un recurso de quemazón ante Oyarbide…”.
Los investigadores no descartan a nadie, sin embargo, avanzan con cautela ante la contundente evidencia de que el incendio fue intencional. No quieren toparse con ningún responsable de peso en su camino.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: